El tamiz neonatal, una idea brillante que ha cambiado miles de vidas

Hubo un tiempo en que los niños que nacían con problemas de la tiroides (hipotiroidismo congénito) se diagnosticaban a los seis meses de vida si tenían suerte, pero más frecuentemente al año, cuando su cerebro tenía ya daño irreversible por falta de hormonas tiroideas. Se le llamaba cretinismo al síndrome de retraso en el crecimiento… Continúa leyendo El tamiz neonatal, una idea brillante que ha cambiado miles de vidas

El azúcar, las grasas y los alimentos “Light”: hemos estado haciendo mal las cosas

Existe una planta llamada Mandrágora en Europa y Asia a la que durante la edad media se le atribuyeron cientos de propiedades mágicas. Los herbolarios y recetarios medievales estaban plagados de recetas con su imagen e incluso está mencionada en la biblia (hasta J.K. Rowling la menciona en un libro de la serie de Harry… Continúa leyendo El azúcar, las grasas y los alimentos “Light”: hemos estado haciendo mal las cosas

“No tengo tiempo” y otras malas excusas para no hacer ejercicio (y una forma fácil ejercitarse)

No tengo dinero. Llego muy cansad@ de trabajar. Y así otras mil ochomil razones. ¿Y qué pasa si no hago ejercicio? Decenas de estudios en todo el mundo han mostrado que el sedentarismo -e incluso permanecer demasiadas horas sentado- aumenta el riesgo de enfermedades cardiovasculares. Si, de infartarse y cosas peores. Vivir menos años, vivir… Continúa leyendo “No tengo tiempo” y otras malas excusas para no hacer ejercicio (y una forma fácil ejercitarse)

¿Refresco de cola* normal o light? Ninguno, gracias, estoy cuidando mis huesos

Hace poco me preguntaron qué pensaba acerca de los refrescos light, si era mejor tomar uno normal en vez de uno light o en su defecto cualquier versión baja en calorías, por lo que significa beber “más químicos”. En el caso de la mayoría de los refrescos, hay que tocar el tema de los edulcorantes… Continúa leyendo ¿Refresco de cola* normal o light? Ninguno, gracias, estoy cuidando mis huesos

Sin mamás no habría niños y sin niños, no habría pediatras

Atender niños es sólo la mitad (o menos) del oficio y la profesión del pediatra. Las mamás y las abuelas son quienes llevan la mayor parte del cuidado de los niños porque aunque los papás estamos, la abrumadora mayoría de las veces son ellas quienes los llevan a consulta, los cuidan en la noche, les… Continúa leyendo Sin mamás no habría niños y sin niños, no habría pediatras